martes, agosto 11, 2009

Distribuidora Matsumoto: alternativa para el cómic independiente


Al hablar de la industria del cómic en México es muy común encontrar notas sobre procesos creativos en su mayoría enfocadas al trabajo de los ilustradores; salvo contadas y muy respetables excepciones, son pocos los espacios y las notas que se ocupan de otros aspectos igual de importantes dentro del ciclo de vida del cómic.

En esta ocasión trataré sobre un aspecto, que si bien no es nada glamoroso, se trata de una diligencia esencial para que el material de lectura llegue a nuestras manos: la distribución.
El reflector se ubica en esta ocasión sobre Distribuidora Matsumoto; distribuidora independiente que tiene su base de operaciones en la ciudad de Monterrey, Nuevo León y que es propiedad de Norihiko José Matsumoto Ramos, un empresario, quien en sus propias palabras, busca darle una solución a los problemas de la industria del cómic en nuestro país.

De acuerdo a su página de Internet, Distribuidora Matsumoto es una pequeña empresa que se dedica a la distribución de cómics y revistas nacionales independientes a varias revisterías y tiendas especializadas localizadas en la ciudad de Monterrey, N.L., México. Los mencionados puntos de venta se extienden a un total de 14, distribuidos en la urbe del norte del país. Es importante aclarar que la empresa no se limita únicamente a los cómics y está abierta a la distribución de cualquier publicación que cumpla con los requisitos que su empresa exige.

Norihiko José nos platicó sobre cómo le surgió la inquietud de dedicarse a la tarea de la distribución de revistas:

- Yo me he dedicado a tratar de darle una solución a los problemas de la industria del cómic en nuestro país; para esto me puse a investigar cuales son las piezas que la conforman y vi que la distribución es un elemento muy importante que muy pocos han atacado. Leyendo a Oscar González Loyo, vi que esto no solo se trataba de llevar los cómics a las distribuidoras, sino que éstas den un trato justo para permitir el crecimiento de nuevas editoriales. Cambiar el trato de las actuales distribuidoras en nuestro país es muy difícil, así que se me ocurrió crear una vía alterna que sí de este trato justo.
Somos una empresa muy pequeña, pero espero poder inspirar a otros de crear también sus pequeñas distribuidoras con el mismo trato justo y así poco a poco formar una red más amplia.

El empresario afirma ser además un ilustrador que siempre ha querido publicar en nuestro país y que por ese motivo nació su preocupación por ‘levantar’ la industria y tener un ambiente sano en donde desarrollarse. Según nos narra, en un principio tuvo la intención de publicar [su trabajo] y que posteriormente dedicó sus esfuerzos a guiar a otros dibujantes sin embargo, asegura haber entendido que por esa vía no iba a lograr el gran cambio que se necesitaba.

-…tengo en claro que no va a resolver toda la situación de la industria del cómic, pero es un pequeño avance que a la larga debe de generar un cambio importante.

El entrevistado remarca como principal reto el conseguir buenos títulos a distribuir, ya que asegura que sin [ ] títulos de calidad, buena presentación y cuyo precio sea adecuado al bolsillo de la mayoría de la gente, lo más seguro es que no tenga buenas ventas.

Sobre las características deseables que una revista debe de tener para ser distribuida por esta empresa, dijo que el mismo mercado establece los estándares de calidad que solicita y que no puedo darse el lujo de aceptar cualquier título, ya que sería tiempo, dinero y esfuerzo desperdiciados.

- Yo lo que hago es que platico con la editorial o artistas independientes sobre estos temas para que mejoren la calidad de su producto y después vuelvan a intentar distribuirlo conmigo. A mi me gustaría poner todos los títulos independientes existentes en las revisterías, pero hay límites.

Norihiko José se asegura satisfecho, ya que en los seis meses que lleva operando su distribuidora les ha dado la oportunidad a varios independientes de vender a través de revisterías: un mercado muchísimo más exigente que el de las convenciones; con ello han obtenido una idea más clara de lo que tiene que hacer para que su producto se venda y esté dentro del gusto del público, cosa que en las convenciones, según palabras del entrevistado, se obtenía de manera muy limitada.

Lo que sigue para Distribuidora Matsumoto es conseguir más puntos de distribución y lo deseable es que los títulos existentes mejoren su calidad, además de que salgan nuevos títulos que estén a la altura de las exigencias del mercado. Entre las ambiciones del empresario, está la de presentar un modelo de negocio rentable para que otras personas en otros estados tengan su propia distribuidora. Dentro de los productos que la distribuidora tiene en la mira está Comikaze; también espera que ¡Ka-Boom! Estudio publique nuevos cómics.


2 comentarios:

Jorge Tovalín González-Iturbe dijo...

Excelente esfuerzo de Nori.
Efectivamente, estamos a días de mandarle un paquetote de revistas a MTY.

Norihiko dijo...

Muchas gracias Adrian por esta entrevista :D